El concepto de passive house (casas pasivas) se originó en Alemania en los años 90. Hace referencia a un modelo de vivienda de bajo consumo energético y gran hermeticidad que proporciona un gran ahorro energético y ayuda a cuidar el medio ambiente.

Las ventajas que conlleva este tipo de construcciones benefician no solo a su propietario, sino que son clave para combatir el cambio climático. Si bien la normativa vigente en España ha dado pasos en este sentido, aún hay mucho que hacer para que este modelo de viviendas se convierta en algo común.

Si es la primera vez que escuchas esto de las casas pasivas o ya te estás planteando adquirir una, continúa leyendo para saber por qué este concepto es tan interesante en Canarias.

Casa pasiva y estándar passivhaus

En primer lugar, se hace necesario hacer la diferenciación entre lo que es una passive house y el certificado passivhaus.

Una casa pasiva es una vivienda que está construida o adaptada según el sistema pasivo, pero que puede o no tener la certificación correspondiente, es decir, si bien es una casa que posee un bajo consumo de energía, puede que no cumpla con los requisitos necesario o aún no haya recibido el certificado.

Por otro lado, el estándar passivhaus, que proviene del Passivhaus Institut es la certificación oficial de que una vivienda cumple con todas las medidas necesarias para ser catalogada como tal, dividida además en tres niveles dependiendo de su demanda energética.

Se puede pensar en el certificado passivhaus como en las normas ISO de las casas pasivas. Para edificios ya existentes lo que se otorga es el EnerPHit, que es el equivalente.

Los elementos fundamentales para que una casa pueda ser considerada una passive house son:

  • Aislamiento térmico
  • Ventanas y puertas especiales
  • Hermeticidad
  • Ventilación mecánica
  • Ausencia de puentes térmicos

En este video podrás encontrar más información acerca de estos detalles:

¿Por qué es un concepto interesante para Canarias?

El modelo de passive house proviene de países de climas más fríos que el nuestro, e incluso las condiciones que se dan en la España peninsular son muy diferentes de las que se dan en las Islas Canarias.

Una de las mayores diferencias es el hecho de que en Canarias se consume poca calefacción y refrigeración. Entonces, ¿por qué pueden ser interesantes las casas pasivas en Canarias?

Pues bien, aunque el aire acondicionado no es tan relevante, lo cierto es que disponemos de unas condiciones que nos permiten aprovechar mucho más la energía proveniente del sol, con lo que el gasto energético se reduce en gran medida, pudiendo incluso generar excedentes.

Pero el punto más importante es el que trata sobre la ventilación mecánica y cómo se relaciona con características propias de nuestro archipiélago.

Calima y cambio climático

Con el empeoramiento del cambio climático, los episodios de calima proveniente del Sáhara son más comunes y potentes. Este hecho tiene graves repercusiones sobre la salud, afectando especialmente al sistema respiratorio y la piel.

La ventilación mecánica de las casas pasivas palía estos efectos sobre la salud, al filtrar el aire que entra en la vivienda.

¿Cómo lo hace? Este sistema expulsa el aire cargado e introduce aire limpio, manteniendo la temperatura del aire interior cuando se hace este intercambio. En Canarias esto también sirve para mantener la calima fuera.

Gracias a la arquitectura bioclimática, el modelo passive house se adaptaría a las condiciones especiales de Canarias, permitiendo no solo el ahorro energético, sino también una mejora de la salud.

Casas pasivas en Canarias

Teniendo en cuenta lo anterior, el concepto de las casas pasivas en Canarias resulta llamativo, pero, ¿existen ya casos reales en el archipiélago?

La verdad es que sí, y han salido en medios como RTVC, que nos informan sobre la primera casa pasiva certificada de Canarias.

También hay empresas como Casas Arquicenter que trabajan específicamente con casas pasivas en Tenerife, que cuenta con un catálogo para que puedas consultar y ajustar la vivienda a tus necesidades.

El ITER (Instituto Tecnológico y de Energías Renovables) cuenta con un complejo urbanístico de 24 casas a modo de estancias turísticas que sirve como laboratorio para monitorizar las técnicas utilizadas en su construcción.

Casa bioclimática del ITER

Si quieres más información, o conocer el período exacto de amortización de una instalación solar para tu caso, contacta con nosotros, y prepararemos un plan de ahorro energético para tu caso sin compromiso, analizando tu consumo y la ubicación de tu vivienda para que puedas saber exactamente cuánto puedes ahorrar con renovables, y otras medidas de ahorro que puedes aplicar ya mismo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Ver Política de cookies
Privacidad